• Debes completar los campos marcados en rojo

      • Enviar desde NAME
      • Enviar desde la POBLACIÓN
      • Enviar desde el PUERTONAME
      • Selecciona un puerto cercano
      • Elige la ubicación en

      no forma parte de nuestras rutas Por favor elige una alternativa para de las siguientes.

      Elige un puerto para de entre los siguientes

        no forma parte de nuestras rutas

          • Enviar a la POBLACIÓN NAME
          • Enviar desde la POBLACIÓN
          • Enviar desde el PUERTONAME
          • Selecciona un puerto cercano
          • Elige la ubicación en

          no forma parte de nuestras rutas Por favor elige una alternativa para de las siguientes.

          Elige un puerto para de entre los siguientes

            no forma parte de nuestras rutas

            Contenedor completo(FCL)

            Debes rellenar al menos uno de los campos marcados en rojo

            Contenedor 20 Pies
            20' x 8' x 8'6"
            20ftcontainer | iContainers
            Contenedor 40 Pies
            40' x 8' x 8'6"
            40ftcontainer | iContainers
            Contenedor 40 Pies HC
            40' x 8' x 9'6"
            40fthighcube | iContainers

            Contenedor compartido(LCL)

            Debe rellenar los campos marcados en rojo.

            CÓMO CALCULAR EL VOLUMEN DE TU ENVIO LCL

            Efectos personales
          • tab2
          • tab3

          La importancia del seguro de transporte marítimo

          La importancia del seguro de transporte marítimo

          Maersk Honam, un caso que subraya la importancia de los seguros en transporte marítimo

          El incendio masivo que impactó en el Maersk Honam en el Mar Arábigo a principios de este mes ha servido como un duro recordatorio de los peligros que sufren en el medio del océano las tripulaciones de los buques portacontenedores.

          El buque con bandera de Singapur se encontraba en medio de la ruta Singapur-Suez con 12,416 TEUs a bordo cuando el fuego estalló. El incendio que se mantuvo durante 5 días, consiguió ser controlado pero resultó en la muerte de 4 miembros de la tripulación.

          Este trágico incidente y otros tan recientes como la colisión del Tolten (Hapag-Lloyd) en Karachi subrayan la importancia de, primero y por encima de todo, la seguridad de las tripulaciones en el mar. Pero también resaltan la importancia de la seguridad de las mercancías embarcadas.

          Como exportador o importador, la idea de que tus mercancías se encuentren en medio de las llamas resulta alarmante. Incluso aunque algunos contenedores no resultasen dañados por el efecto del fuego, podrían resultar igualmente dañados en el siniestro por otras circunstancias, como por ejemplo el humo. La guardia costera india ha clasificado el fuego como un incendio de origen químico, lo que reabre el debate sobre la cuestión del seguro de mercancías, así como sobre la declaración y la documentación de todas las mercancías, sean estas peligrosas o no.

          Tal y como expone muy acertadamente el columnista Michael Grey en Seatrade Maritime News:

          “…los mejores cintíficos forenses del mundo no serán capaces de señalar exactamente qué fue lo que, puesto en una de las cajas por alguien a quien no le preocupaba la seguridad, provocó el fuego y no debía estar ahí.”

          Por qué deberías asegurar tu carga

          Por ley, todas las navieras están obligadas a ofrecer un seguro mínimo, pero se trata de un seguro de cobertura limitada. Como expedidor, puedes y debes comprar un seguro adicional de la carga para garantizar una protección más completa para tus mercancías. Este seguro cubriría los posibles daños en la carga desde que está en el almacén de origen hasta que se encuentra segura en las manos del consignatario en su destino final.

          La lista de estiba de cada buque se prepara en base a los datos que constan en el manifiesto, donde todos y cada uno de los expedidores cuya carga será transportada deben declarar qué mercancías contienen sus contenedores. Existen zonas en los buques preparadas para cargas especiales, como es el caso de las mercancías IMO. Por eso es de vital importancia declarar con exactitud las mercancías que se van a transportar.

          Dada la enorme cantidad de mercancías que son transportadas por mar, las aduanas no tienen tiempo suficiente para registrar todos los contenedores y verificar el contenido de cada carga. De hecho, se estima que tan sólo son inspeccionados el 2% de todos los contenedores enviados por transporte marítimo.

          Como expedidor, lo único que puedes hacer es rellenar toda la documentación y formularios de declaración de la forma más precisa posible. Esto incluye el bill of lading, el packing list, etc. No puedes tener el control sobre lo que otros shippers embarcan en el buque o, en el caso de un LCL o grupaje marítimo, lo que embarcan en el contenedor. Pero existe una medida pensada para el peor de los escenarios posibles en cada envío: el seguro de transporte marítimo.

          Tomemos como ejemplo el caso del Maersk Honam. El proceso de investigación sobre el origen del fuego será largo y podría conducir a múltiples hipótesis, con una alta probabilidad de que ninguna de ellas sea afirmativa. Una posibilidad podría ser que un error —intencionado o no— en la declaración de mercancías peligrosas hubiera estado en el origen del incendio. Este tipo de errores en las declaraciones están fuera de tu control como expedidor, y aquí es donde precisamente entra en juego el seguro.

          Un incidente como el incendio del Maersk Honam implica serias complicaciones, tanto financieras como logísticas. Todavía pasará bastante tiempo hasta que al buque construido en 2017 le sea permitido atracar en algún puerto. Las autoridades quieren asegurarse de que todo el fuego a bordo ha sido extinguido y el proceso para determinar la condición del Honam podría durar varios meses. Si tu mercancía viajase allí, sin haber contratado un seguro, el largo retraso te expondría además al riesgo de tener que pagar unos extracostes desorbitados.

          “Cuando el buque llegue al puerto, las cargas no será inmediatamente liberadas. Si los clientes han contratado un seguro, presentar la reclamación con su aseguradora les ayudará a hacer más rápido el proceso de liberación de la carga.

          Las reclamaciones son procesadas generalmente más rápido si se realizan a través de una compañía aseguradora. Sin seguro, los clientes podrían quedar atrapados en la responsabilidad legal de las navieras y que figura en la parte de atrás del Bill of Lading: $500 por contenedor.”

          Klaus Lysdal, vicepresidente de ventas y operaciones de iContainers.

          ¿Qué es una “avería gruesa” en transporte marítimo?

          Existe un concepto en transporte marítimo con el que cualquiera que esté involucrado en la industria debería familiarizarse: el concepto conocido como avería gruesa o general average en inglés.

          Definición legal de avería gruesa: principio legal marítimo bajo el que, en el caso de una emergencia grave, si la carga queda abandonada o se generan gastos, la pérdida es compartida a partes proporcionales entre todas las figuras involucradas y con un interés financiero en el viaje.

          Bajo este escenario de avería gruesa, todas las pérdidas derivadas, incluidos los costes de salvamento y transporte a puerto, deben ser divididos entre los shippers cuya carga haya sobrevivido al desastre. En el caso del Maersk Honam, el gigante danés declaró avería general el 9 de marzo.

          Esto significa que si hubieras tenido la mala suerte de que tu carga hubiera estado situada junto al contenedor culpable, probablemente habrías perdido tu mercancía. Pero, en el caso de que hubieras tenido la (todavía peor) mala suerte de que tu carga no resultase dañada, ahora estarías enfrentandote a la obligación de pagar la parte proporcional de los daños en el buque, incluidos costes legales, de limpieza, etc. Y por si esto no fuera suficiente, tu carga no sería liberada hasta que dicho pago fuera realizado por todas las partes.

          A menos que tuvieras un seguro de avería general contratado, la avería general es independiente de las coberturas de seguro marítimas. Pero con un seguro, por lo menos estarías cubierto ante el daño o la pérdida de tu carga.

          Qué cubre el seguro de transporte marítimo

          Los seguros de transporte marítimo varían en función del envío y los nombres de los diferentes seguros varían en función de cada compañía aseguradora. Pero en general, todos los seguros de carga deberían cubrir los daños físicos sufridos en un envío debidos a circunstancias imprevistas, es decir, aquellas fuera del control del propietario de la carga. Esto se aplica a los casos de accidentes, naufragios, piratería, etc. Siempre suponiendo que las mercancías hayan sido empaquetadas correctamente de acuerdo a las necesidades específicas del tipo de envío.

          Si tu carga sufre daños debidos a un mal empaquetado, paletizado o carga en el contenedor, hay muchas probabilidades de que la compañía de seguros no se haga cargo de esos daños.

          Contacta con tu transitario o compañía de seguros para informarte mejor de los tipos de pólizas de seguros que tienes disponibles para tu próximo envío de transporte marítimo.

          Nota: los retrasos en los buques no quedan cubiertos por los seguros de transporte marítimo.